Skip to content

Se rehabilitarán las campanas de la basílica de Santa Maria de Mataró

Se inician las obras de restauración de los bronces del campanario de la basílica de Santa Maria de Mataró, que incluyen la fundición de una nueva campana y la renovación de todos los elementos de sujeción y contrapeso de las demás. Esto permitirá restituir el repertorio histórico y garantizar la continuidad del toque manual de campanas, declarado Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad por la UNESCO. La Generalitat de Catalunya ya ha concedido una subvención de 44.000€ y el Ayuntamiento de Mataró aportará 44.000€ más para poder hacer posible el proyecto.

Mataró inicia las obras del Proyecto de rehabilitación funcional del campanario de la basílica de Santa Maria, que incluyen la fundición de una nueva campana Carme y la renovación de todos los elementos de sujeción y contrapeso de las demás. Se trata de la actuación más importante realizada en el campanario desde el siglo pasado y permitirá restituir el repertorio histórico y garantizar la continuidad del toque manual de campanas, declarado como Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad por la UNESCO y con un largo arraigo en la ciudad. La finalidad de la rehabilitación propuesta es la de revertir las disfunciones y patologías constatadas en los bronces de la basílica, hacer que el campanario recobre plenamente su dimensión instrumental, y la recuperación anteriores elementos patrimoniales físicos y otros inmateriales.

Las campanas de Santa Maria de Mataró

El campanario la basílica parroquial de Santa Maria, en Mataró, consta de cinco campanas litúrgicas en la sala de campanas y dos civiles (las de las horas) en su cimborrio. A diferencia de otros municipios, en Mataró se ha mantenido la práctica del toque manual de campanas a lo largo de los últimos siglos y hasta la actualidad. Desde hace más de 40 años, y a raíz de la desaparición de la figura del campanero de oficio, un grupo de campaneros voluntarios se encarga de ejecutar los toques manuales propios de las fiestas de todo el año litúrgico, con más de 80 toques anuales.

El porqué de la intervención

En 2017 se constata la grieta progresiva de la campana de mar, la “Carme”, que obliga a paralizarla. Se inicia entonces el estudio y preparativos del proceso que culminará con estas obras. Del análisis de la situación del resto de bronces, surge la necesidad de una intervención integral en todas las campanas, para detener su progresivo deterioro. Las alteraciones funcionales del campanario de Santa Maria se deben al paso del tiempo y a sus inclemencias, pero también a factores contraproducentes de las intervenciones sobre las campanas y el campanario que se realizaron en el siglo pasado. El Museo Archivo de Santa Maria conserva la copia de una consueta de 1927 que describe los antiguos toques propios de la parroquia. El documento es una pauta histórica que permite recuperar los toques de campanas mataroneses arraigados de hace siglos.

El criterio histórico y científico

La intervención posibilita una restitución plena de las campanas, garantizar la continuidad de los toques manuales y resaltar los valores singulares del campanario desde el punto de vista histórico, arquitectónico y etnográfico. Con las operaciones previstas, el estudio documental y las técnicas reintroducidas, la ciudad podrá recuperar los toques genuinos y la técnica característica de los campanarios catalanes, con rasgos distintivos en el caso de Mataró. Todo el proyecto cuenta con el asesoramiento del mayor experto en campanología del país, el Dr. Francesc Llop i Bayo, de la Catedral de Valencia, colaborador de diferentes instituciones públicas y programas internacionales para la restauración de campanarios, reintegración de bronces y recuperación de toques tradicionales.

La nueva «Carme»

La nueva campana “Carme”, que sustituirá a la actual del año 1954, tendrá las decoraciones e inscripciones idóneas y se encargará a un maestro campanero de Cantabria. Incluirá un relieve de la Virgen María y otro del escudo de Mataró. También conservará una epigrafía que tiene antecedentes desde el siglo IX. Mantendrá la forma, dimensiones y peso equivalentes: 86 cm de diámetro de boca, 73 cm de altura y un peso aproximado de 400 kg. También conservará la sonoridad original, fruto de un estudio acústico realizado, aunque se diseñará con una concepción contemporánea. Como el resto de campanas, será oportunamente expuesta primero a pie de campanario y bendecida antes de su instalación en la torre.

Objetivo: recuperar el instrumento y los toques propios

La intervención integral considera el campanario como un todo instrumental, que forma una unidad orgánica, simbólica e instrumental, y que comporta un importante patrimonio a salvaguardar. El proceso de rehabilitación permitirá una mejora desde el punto de vista sonoro y también conceptual, además de la citada restitución de toques manuales desaparecidos. Con las operaciones proyectadas se podrán distinguir los toques litúrgicos de los civiles, con la ejecución automática de algunos de los primeros y un nuevo planteamiento de los segundos mediante mazos accionados por gravedad.

Mataró y el Patrimonio Cultural Inmaterial

El toque manual de campanas fue proclamado como Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad por la UNESCO el pasado año. La popularidad de las campanas de Santa Maria y de sus toques manuales en la ciudad se evidencia especialmente en fechas señaladas como “Les Santes”, cuando concentran la atención de algunos actos principales. Otro indicador es el éxito reiterado de las jornadas de puertas abiertas que se realizan cada año en el campanario de la basílica, organizadas conjuntamente por el Museo Archivo y el Ayuntamiento, con motivo de las Jornadas Europeas de Patrimonio o por la festividad de la Candelaria . Uno de los objetivos del proyecto que se presenta es poder ampliar el programa de visitas como medio de facilitar a todo el mundo el conocimiento del valor patrimonial del campanario.

Las actuaciones al detalle

Santa Maria de Mataró
En la izquierda, imagen actual de la campana «Carme». En el centro, campana «Miquela» antes de su desaparición durante la Guerra Civil. En la derecha, ejemplo de campana con yugo y cabezal de madera, similar a los que se fabricarán y colocarán en las campanas litúrgicas del campanario.

El proyecto ejecutivo incluye las siguientes actuaciones:

  1. Fundición de la nueva campana «Carme».
  2. Desmontaje, transporte a taller y regreso al lugar de las otras cuatro campanas litúrgicas.
  3. Abastecimiento y colocación de yugos y cabezales de madera en todas campanas de uso litúrgico, sustituyendo a los de ahora, que son de hierro. Los nuevos serán de brazo recto, análogos a los que ya habían existido en el templo antes de la Guerra Civil, cuando desaparecieron todas las campanas dedicadas al culto.
  4. Construcción de nuevos badajos y montaje de otros elementos funcionales.
  5. Cierres acústicos de espacios de campanas.

El presupuesto y la aportación de las administraciones

El coste previsto de las intervenciones, que ya disponen de la licencia urbanística y de todas las aprobaciones y permisos necesarios, se estima en más de 100.000€. De éstos, 44.000 € los aporta del Departamento de Cultura de la Generalidad de Cataluña, en el marco de la convocatoria de subvenciones para inmuebles de notable valor cultural. El Ayuntamiento de Mataró aportará otros 44.000 euros.

La implicación ciudadana

Desde Santa Maria se iniciará una campaña de captación de patrocinios de empresas y de recogida de aportaciones personales que permita completar la financiación de todas las intervenciones previstas. Al ser la parroquia la destinataria de las donaciones, todas las aportaciones podrán tener deducciones fiscales. Junto con la intervención y la campaña de financiación, se acometen diferentes acciones comunicativas para acercar al conjunto de la ciudadanía el rico patrimonio material e inmaterial aportado por el campanario. Otro objetivo es abrir el grupo de campaneros para que se formen adecuadamente para realizar los toques y repiques que se incorporarán con los bronces rehabilitados.

Calendario de ejecución

Como primera acción, se realizará la fundición de la nueva campana “Carme”. Durante el primer trimestre de 2024 se retirarán todas las campanas de la basílica –a excepción de las dos civiles, que marcan cuartos y horas– que serán trasladadas al taller de una empresa especializada del País Valenciano, donde se realizará la restauración e instalación de nuevos elementos de sujeción y accionamiento. El calendario prevé que las campanas, funcionalmente rehabilitadas, estén preparadas para el ciclo de toques propio de la Fiesta Mayor de Les Santes del 2024.

Comparteix-lo a xarxes​

Facebook
Twitter
LinkedIn
WhatsApp
Email

Deixa el teu comentari​

Artícles relacionats